La joyita de Merlano
Foto tomada de: https://www.rcnradio.com/

La joyita de Merlano

Aida Merlano es una ex Congresista y prófuga de la justicia colombiana. Fue capturada en junio del 2018, sindicada de 4 delitos: corrupción a sufragantes, concierto para delinquir, fabricación tráfico, porte o tenencia de armas, y ocultamiento, retención y posesión ilícita de cédulas. Las pruebas las recolectaron agentes de la SIJIN cuando en marzo de 2018 allanaron la famosa “Casa Blanca”, centro de operaciones de la campaña de Aida. Allí encontraron cédulas, armas y un sofisticado sistema de compra de votos.

En octubre del 2019, después de ser hallada culpable y llevar varios meses detenida, Aida Merlano asistió a una supuesta cita odontológica. Sin embargo, la condenada por corrupción aprovechó la cita para volarse por una ventana del consultorio. Al caer, la esperaba una moto que la ayudó en el escape.

Desde aquella vez, los colombianos no sabíamos nada sobre Aida Merlano, hasta que en los días pasados se confirmo que había sido capturada en Venezuela. Dentro del proceso de captura, se conoció que Merlano intentó sobornar a la FAES (Fuerza de Acciones Especiales de Venezuela).

A la siguiente mañana, se conoció una carta en la que el Gobierno de Colombia advertía que la solicitud de extradición de Aida Merlano se la harían directamente a Juan Guaidó, presidente que nuestro país reconoce como legítimo. No obstante, ésta fue una acción apresurada, pues la decisión de lo que pasara con Aida Merlano, estaba en manos de Nicolás Maduro, presidente ilegítimo del régimen de Venezuela. Esto provocó que en la siguiente alocución presidencial, Maduro se burlará del Presidente Duque por su petición a Guaidó. Además, en la misma alocución Maduro dijo que Merlano tenía información sobre la clase política colombiana, lo que permitía intuir que Merlano iba a jugar a favor de Maduro, a cambio de quien sabe qué.

Tal como se podía predecir, cuando Aida compareció ante la justicia venezolana, contó una historia sin ningún piso, que parecía preparada por Nicolás Maduro. Según Merlano, la pobrecita es una perseguida política de Vargas Lleras y del Gobierno de Iván Duque (2 personas que nada han tenido que ver en el proceso de la misma). Y además, afirmó que 2 importantes casas políticas del país, Char y Gerlein, habían intentado asesinarla, y por eso había huido ilegalmente hacia Venezuela.

Las declaraciones de Aida Merlano deben ser tomadas como parte de la estrategia de Maduro, que para distraer la atención de las atrocidades que su régimen ha realizado en Venezuela, ataca al Gobierno colombiano con mentiras injustificables, e incluso insulta la inteligencia de los ciudadanos con este tipo de shows mediáticos.

Por parte de Aida Merlano, es un personaje nefasto para el país, que con sus declaraciones ha mostrado una vez su intención de cumplir sus deseos a costa de lugar. Esperamos que la situación logre resolverse y que Aida Merlano vuelva a Colombia a pagar por sus delitos, sin derecho a ningún tipo de beneficios.