El paro nos hackeó y nos engañó
Foto tomada de: portal de internet

El paro nos hackeó y nos engañó

Un informe de la empresa Alto Analytics, especializada en desmentir mentiras en los espacios digitales, demostró que los mensajes que se movieron por redes sociales en Colombia en favor del paro, fueron realizados desde muy pocas cuentas, con ayuda de periodistas rusos y amigos del régimen venezolano. Tal como era de esperarse, los constantes paros que se han venido presentando desde el 21 de noviembre, han sido parte de una estrategia transnacional, apoyada en regímenes como el de Maduro y sin el apoyo de la mayoría de colombianos.

Por un lado, el informe de Alto Analytics concluye que, durante la época de paro, tan solo el 1% de los usuarios colombianos, generó el 33% de los mensajes pro paro. Es más, la agencia logró determinar que el 0,02% de cuentas en Colombia, generó 250.000 mensajes. Es decir que, cada una de estas cuentas publicó 1.400 mensajes en 14 días, lo que quiere decir que emitían 14 mensajes por hora. Algo que no se ve sino en situaciones de emergencia mundial.

Igualmente, la investigación evidenció la ayuda de países como Venezuela y Rusia, para promover el paro, la desinformación y el caos en el país. Según dicho informe, periodistas del medio ruso “RT” y de Telesur, compartieron videos editados y falsos en contra del Gobierno o la Fuerza Pública, que tuvieron gran impacto en el país. Uno de esos videos alcanzó más de 2 millones de reproducciones.  

Y como si fuera poco, el informe también confirmó que varias de las páginas en Facebook que promovieron las marchas, lo hicieron con información falsa y desde el extranjero. Incluso, lograron comprobar que el 60% de las cuentas que escribieron en favor del paro en Chile y Colombia, lo hicieron desde Venezuela. Cabe resaltar que, si bien acá se ponen en conocimiento los números de las protestas en Colombia, el informe también confirma que la estrategia utilizada en las protestas de Chile, fue similar.

Este informe, de una empresa que nada tiene que ver con el Gobierno colombiano y que se dedica a desmentir la información falsa que aparece en las redes, nos deja 3 conclusiones. Por un lado, que, como lo advertían las encuestas, el paro en el país no es motivado por la mayoría de colombianos, como intentaron hacernos creer. Por el contrario, se puede afirmar que la mayoría de cuentas fueron contratadas por un pequeño sector, para inundar de mensajes provocativos las redes sociales.

Por otro lado, se puede afirmar que el deslegitimado paro fue motivado por cuentas que difundieron mensajes, imágenes y videos, editados y falsos, sobre la coyuntura nacional. Finalmente, se puede concluir que, tal y como se tenía presupuestado, hay intereses oscuros detrás del paro, más allá de manifestar una inconformidad de la ciudadanía. Es por eso que, la estrategia involucra de primera mano a países como Venezuela y Rusia, en donde hay regímenes que han suprimido los derechos y las libertades de los ciudadanos. Algo que seguramente políticos oportunistas como Gustavo Petro, buscan hacer.

¡No más paro! ¡Basta de mentiras! ¡No engañen más a los colombianos!