¡Somos más que víctimas!
Foto tomada de: https://www.womenalia.com

¡Somos más que víctimas!

Los titulares cuando asesinan a una mujer o la maltratan no se hacen esperar, por supuesto esto muestra la realidad de nuestro país pues se estima que entre 2017 y 2018, 1.724 mujeres fueron asesinadas según datos de Medicina Legal. Sin embargo, estas noticias no se pueden volver lo único que se muestre sobre la mujer colombiana.

Las colombianas somos mujeres que día a día luchamos en un mundo laboral con gran inequidad, a pesar de las adversidades tratamos de salir adelante y eso debería mostrarse, porque desde lo positivo también se concientiza. Por ejemplo, la revista Dinero (2019) publicó una entrevista realizada a María Perdomo, CEO de Aequales (consultora que transforma a través de la equidad de género), quien mencionó los resultados de un estudio realizado junto al CESA en el que se encontró que las empresas son 26% más rentables cuando las mujeres están en una posición de liderazgo. Datos que deberían exponerse con mayor regularidad para ir eliminando los micromachismos que siguen creyendo que las mujeres son “administradoras funestas”.

Colombia cuenta con mujeres que han dejado en alto el nombre de nuestro país. Una de ellas es Adriana Ocampo, a lo mejor muchos se estarán preguntando, ¿Quién?, y no los culpo, nuestros medios y nosotros nos preocupamos más por mostrar lo negativo y exaltar personajes que poco aportan a nuestro país, pero esa discusión la trataré en otra oportunidad. Adriana Ocampo es la mujer que está desarrollando la misión de la NASA en Júpiter, definitivamente un ejemplo para todos en el país; Sorey Bibiana García, la primera colombiana reconocida como Microsoft Most Valuable Professional; Nubia Muñoz, quien ha impulsado la vacuna contra el cáncer de cuello uterino; las deportistas Maria Isabel Urrutia, Mariana Pajón, Catherine Ibargüen, Jackeline Rentería, la Chechi Baena, Yuri Alvear, entre muchas otras, que han dado alegrías al país por su sacrificio y disciplina.

La invitación es resaltar los logros y lo positivo de las mujeres colombianas para crear concientización y reconocimiento. Esto no quiere decir que los terribles casos de maltrato y asesinato de los cuales han sido víctimas miles de mujeres serán olvidados, se debe denunciar y exigir que haya justicia en cada uno de ellos. Sin embargo, no nos podemos quedar en lo negativo, lo positivo también concientiza.